Periodismo digital; a veces rechazado, otras desaprovechado

Hola a todos; hoy les quiero compartir un poco sobre el periodismo digital y como yo lo percibo (en mi país específicamente).

Antes de darles mi opinión, quiero compartirles estos vídeos que encontré en la web. Todos ellos muy interesantes y con grandes aportes al periodismo digital.

1001 Medios: Periodismo innovador, creativo y de calidad

 Periodismo digital de calidad

A veces rechazado, otras desaprovechado

El periodismo digital no es una realidad lograda ahora último, ya estaba de manifiesto con la aparición de las primeras web de medios y de noticias en los primeros años de Internet.

Sus grandes beneficios, así como los cambios que trajo a la profesión de periodista, son objeto de notas, artículos, investigaciones y libros. Todos ellos destacan las grandes herramientas de comunicación que brinda a los periodistas y medios.

Sin embargo, y esta es mi percepción, hay medios que, si bien es cierto tienen una web de noticias, no aprovechan el periodismo digital. Creen que este tipo de periodismo, se trata sólo de copiar el texto que irá en la sección impresa a la web. Nada más equivocado.

Hay otros que, si bien redactan contenidos distintos para su web y su edición impresa; no termina de ser atractivo a los usuarios. Dejan de lado aspectos de diseño, no añaden material multimedia ni dan lugar a redes sociales. Por ello, a pesar de tener una web de noticias, no termina de ser periodismo digital.

De otro lado están aquellos medios y periodistas que “rechazan” el periodismo digital. Con rechazar me refiero concretamente al hecho de no usar ninguna herramienta para periodismo digital, inclusive, conociendo sus beneficios.

Hay periodistas que no se crean una cuenta en una red social, por el temor al rechazo o burla colectiva cuándo se equivocan; como si se olvidaran que allí también deben verificar datos e informaciones. Otros no lo hacen porque no quieren que las cosas que publican sobre su vida privada sean vistas por todos; obviando la existencia de las configuraciones y filtros de privacidad. Otros los rechazan porque sienten cortada la libertad que les da estos medios, pues siempre deben estar pendientes de que lo que publican no perjudica su medio de labores.

Sin duda, son situaciones que se presentan en muchos medios y periodistas. Algunos puntos son comprensibles; pero no hay que olvidar que siempre existen maneras adecuadas de manejar y personalizar dichas herramientas. Además, al usarlas se potencian increíblemente nuestras habilidades como periodistas; siempre de la mano de un correcto uso y constante formación.

¿Ustedes practican el periodismo digital? ¿le encuentran trabas? ¿han tenido malas experiencias con él? Espero sus respuestas, hasta el siguiente post.

Periodistas Ad Honorem ¿cuándo serlo?

Hola a todos. Escribo después de varios días y hoy les quiero comentar sobre una nota que leí en IJNET, y creo que es importante para quienes recién comenzamos en esta carrera.

El artículo habla sobre cuándo, en periodismo, se debe o se tiene que aceptar trabajar gratis. Así como lo leen, y me ha ocurrido, hay ocasiones cuando te proponen trabajar en algún medio ad honorem.

Periodistas Ad Honorem

Periodistas Ad Honorem

El principal aspecto a tener en cuenta es, si no voy a cobrar por mi trabajo, ¿qué contra prestación obtendré?; y aquí cobra mucha importancia saber cuál es el medio, la imagen que tiene frente a sus consumidores.

El artículo cita que hay que considerar si es un medio reconocido, donde el solo hecho de mencionar que se colaboró en ese medio ya es un plus en el curriculum. O si, por otro lado, el aspecto formativo es lo que compensa la labor; si existen muy buenos periodistas que comparten y colaboren contigo, siendo una especie de formación continua,

En mi caso, por poner un ejemplo, soy comentarista deportivo en un programa radial y lo hago ad honorem. Sin embargo, aprendo mucho de los conductores principales, además de ser parte de un programa con una imagen ganada y bien trabajada. Incluso, establezco vínculos con otros periodistas, con lo cual añado y fortalezco diversos aspectos de mi curriculum.

Por otra parte, no desempeño esta labor a tiempo completo; lo que me permite tener otros ingresos. Cabe resaltar, y en esto coincido con el artículo, no pretendo estar en la misma condición por mucho tiempo. Para mi, es una forma de complementar mi formación, de adquirir experiencia vital que me permita afrontar futuros retos en otros medios.

Sin duda alguna, este es un tema que varía según la situación del periodista; y los beneficios concretos que cada oportunidad ofrezca. ¿Ustedes que opinan? ¿Han trabajado gratis en algún medio?

Pueden revisar el artículo completo aquí: ¿Cuándo es conveniente trabajar gratis en periodismo?. Hasta el siguiente post.

Periodismo creativo: Raúl Calabria, el periodista envasado.

En mi, a veces interminable, búsqueda de información, recursos y herramientas que fortalezcan mi profesión; y que luego comparto aquí en el blog, me topé con un curioso caso de creatividad y periodismo: Raúl Calabria y su Tetrabrick CV.

El viral

El protagonista y, original, creador de este video viral es Raúl Calabria, un periodista español que además es guionista y editor de vídeo. Quien, como muchos otros tantos colegas, se topó con la crisis laboral del periodismo.

Luego de trabajar en distintos medios españoles y algunos medios británicos; retorna a su país y se topa con la, muchas veces tediosa, tarea de redactar un curriculum; decidir entre que datos mencionar, de cuántas hojas hacerlo, si hacerlo con uno o dos tipos de letra, si a colores o a blanco y negro, si se sigue patrones de diseño profesional o el puro gusto y estilo personal.

Ante esto, a Raúl, no se le ocurrió mejor idea que aplicar todos sus recursos y técnicas profesionales en la producción de una campaña publicitaria con su CV. Es ahí donde, además, nace su propuesta: Salvar un periodista; conjuntamente con el vídeo que les he compartido al inicio de este post. Ambos con gran acogida, convirtiéndose el vídeo en viral rápidamente.

Creatividad: aplicarla en el trabajo y en uno mismo

La propuesta creativa del periodista fue realizar su CV y adaptarlo a un caja de leche, pues “…cuando te plantas en una estantería (de un supermercado) resulta que hay cincuenta mil marcas de leche, y tú solo quieres una. Entonces, ahí se me ocurrió que era un poco la idea del contratador ante muchos periodistas que te ofrecen siempre lo mismo y tú tienes que destacar de alguna manera…”, sostiene Calabria en una entrevista.

De esta manera, lo realizado por el periodista español, es un claro ejemplo, y motivación, para no dejar de aplicar nuestra creatividad en los trabajos que realicemos: notas periodísticas, reportajes, investigaciones, entrevistas, etc.; así como tampoco hay que dejarla de lado, cuando de presentarnos profesionalmente se trate. Hasta el siguiente post.

Prensa digital en Latinoamerica

El Internet, sin duda alguna, revolucionó los medios de comunicación. No sólo por la manera en que se transmiten las noticias en la actualidad; sino, además, por crear espacios donde ejercer el periodismo de manera libre, sin mediadores.

Surgieron así proyectos periodísticos que difundieron sus trabajos en algún blog o lanzando su web propia. Todos tuvieron que luchar contra la desconfianza o la poca difusión que tenían estos medios al inicio; pero conforme se daba el auge de los mismo, sumados a la calidad de sus periodistas y trabajos realizados, atraían a más lectores.

Periodismo digital

El periodismo digital permitió la aparición de nuevos medios independientes.
Foto tomada de Flikr.com

En este contexto, el diario El País de España publicó hace algunos días un artículo llamado: “El boom de la prensa digital latinoamericana“, con el cual me topé y me pareció ideal compartirlo y dar mi opinión sobre el tema.

Herramienta democrática

El artículo —que los invito a leer— destaca como estos medios permitieron que muchos periodistas puedan idealizar sus proyectos. Todos buscando hacer periodismo de calidad, y que beneficie, con la información brindada, a la sociedad.

Al no depender mas que de su tiempo y motivación; estos proyectos lograron realizar grandes investigaciones, que dejaban a luz casos de corrupción, opresión, violación a los derechos humanos, a la democracia, entre otros; sin temor a una censura editorial.

Con el boom, como lo menciona en el título del artículo, estos nuevos medios dejaron de ser incógnitos y han ido cobrando mayor protagonismo. No es raro ver en la televisión que se mencione algún post o a algún blogger, reconocido por su trabajo y esfuerzo de informar con veracidad. Tampoco es poco común oírlos en entrevistas radiales, o ver reproducidas algunas de sus notas en diarios o revistas.

Y esta notoriedad e importancia social es la que los lleva hasta los escritorios de los gobernantes, quienes, dependiendo del país y la manera en que gobiernan, aceptan, propician o critican; dándose casos en los cuáles se pasa de una simple crítica a un acoso constante y represalias de mayor calibre.

Sin duda alguna, estos medios seguirán propalándose. Serán cada vez más importantes para la libertad de expresión y la democracia, de países con sistemas democráticos consolidados, en vías de desarrollo y, más importantes aún, en países con gobiernos opresores: Esto siempre y cuando los periodistas que los dirijan cumplan con los principios de objetividad, veracidad y ética.

De esta manera, la prensa digital, se convierte en factor principal del desarrollo social en latinoamérica. Y aquí citó una frase de Gabriel García Márquez —que dicho sea de paso, hoy está de cumpleaños—, que la leí en el artículo:

“Lo que sucede es que el mundo se le escapó al periodismo y ahora este debe reinventar el mundo”

Pueden revisar el articulo completo aquí: El boom de la prensa digital latinoamericana.

Paréntesis

Antes de terminar el post, quiero agradecerles a quienes vienen visitando y difundiendo mi blog. Como lo mencioné en mi primer post, este blog nace como un medio donde pongo en práctica lo que voy aprendiendo en la universidad y, además, un lugar donde comparto aquello que encuentro y me parece interesante para el periodismo. He recibido más visitas y comentarios de los que esperaba —para el mes y medio que tiene el blog— y eso me motiva a seguir adelante, pues considero que todos siempre seremos aprendices de periodismo, siempre descubriremos algo nuevo en esta apasionante profesión. Hasta el siguiente post.

El futuro del Periodismo ¿incluye a los robots?

Hola a todos nuevamente. Hoy les quiero escribir sobre un interesante artículo que leí en el sitio web de la Red Ética Segura, de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano; el artículo se titula: “Reporteros robots ya reemplazan a los de carne y hueso“.

Así como lo leen, y aunque sorprenda que, ante la velocidad con que se dan los avances tecnológicos, no se haya planteado antes dicha interrogante. Pues bien, el artículo menciona dos protagonistas: los DRONE y Narrative Science.

Alumno junto aun prototipo de Drone

Alumno junto aun prototipo de Drone. Imagen tomada de la web del proyecto: http://www.missouridronejournalism.com

El proyecto DRONE es una iniciativa de las Universidades de Missouri y Nebraska. El proyecto busca capacitar a los estudiantes para el diseño, creación y manejo de vehículos aéreos no tripulados. Estos vehículos permitirían a los periodistas realizar reportajes en lugares inaccesibles; como zonas devastadas por desastres naturales, por ejemplo.

De otro lado esta Narrative Science; un software, bien puede ser considerado como inteligencia artificial, que permite ‘redactar‘ noticias en base al análisis, realizado por complejos algoritmos, de un conjunto de datos. Según el artículo, la revista Forbes viene utilizándolo en sus secciones económicas y deportivas.

Interpretación, redacción y ética: la tecnología no los reemplaza.

Sin duda alguna, son grandes avances tecnológicos y brindan beneficios, como los mencionados en los párrafos anteriores. El principal problema se puede suscitar si se depende exclusivamente de este tipo de tecnologías para elaborar las noticias.

El que un software pueda analizar datos mediante algoritmos, o cualquier otro proceso informático, y en base a sus resultados escoja, de otra base de datos sin duda, las palabras para ‘redactar‘ un artículo; no puede ser considerado como práctica de periodismo. Considero que la redacción, y por ello la ponía entre comillas, puede ser realizada solo por los periodistas; pues no depende exclusivamente del análisis sistemático, o matemático, de datos, se necesita confrontarlos con la realidad, con la sociedad, de donde fueron tomados, y producto de esa confrontación dar una opinión. Aquello, pienso yo, puede ser realizado sólo por un periodista.

No niego la eficacia que puede tener un determinado software al momento de evaluar datos o variables; siguiendo determinados pasos que la ingeniería ha trazado. Se puede obtener rápidamente resultados o estadísticas que un periodista tardaría en conseguir, pero es el periodista quién debe tomar los resultados, analizarlos y redactar su opinión, artículo, crónica o nota. Debe ser una suma de los resultados, del software, y la interpretación de los resultados, por parte del periodista.

Ética, punto crucial.

La tecnología no obliga a sobrepasar la ética periodística.
Ilustraciones publicadas de Xoan Baltar | Flickr.com

Por otro lado, y lo considero algo más polémico aún, está la ética frente al uso de estos vehículos que permiten tener acceso visual a cualquier lugar. Y precisamente es ese ‘cualquier lugar’ el que provoca suspicacias. Es una herramienta demasiado poderosa, que brindaría a muchos periodistas, que no distinguen el límite entre la vida pública o privada, entre el investigar y el acosar; los medios suficientes para hostigar a quien fuera el blanco de sus noticias. Todo con tal de conseguir la primicia.

No se debe olvidar, nunca, que para conseguir una información no se tiene que sobrepasar los derechos de las personas. Esto incluye el derecho a la privacidad de ciertos detalles de su vida. No creo en ello de conseguir la información sea como sea; cayendo de esa manera en faltas a la ética profesional.

Por último, como toda tecnología, existen sus puntos positivos, que benefician de sobremanera a la sociedad, en este caso en particular al periodismo. Sin embargo, la tecnología no debe funcionar por sí sola, siempre debe ser aplicada por las personas, y éstas deben aplicarlas correctamente, respetando las leyes, normas y la ética. Sólo así lograran ser cien por ciento productivas a la sociedad. Hasta el siguiente post.